Un hombre hace una fiesta con decoración de Ricardo Milos y entra en el libro de los récords guinness.

Un hombre hace una fiesta con decoración de Ricardo Milos y entra en el libro de los récords guinness. 1

Juan Antonio, natural de México, quedó a cargo para preparar una fiesta de celebración de unos amigos. Al no tener una idea clara de cómo hacerlo ni de a qué temática orientarla, decidió buscar en Internet un tema que esté de moda entre los hombres de hoy en día y fue en ese momento que se decidió por una decoración de Ricardo Milos.

record-ricardo-milos

«Primero busqué en google y el primer resultado me llevó a Youtube. Busqué algo que estuviera de moda entre hombres de 20 a 50 años, que sea agradable a la vista y sobretodo, que sea contagioso o tenga un baile o coreografía para poder poner su tema y bailarlo en la fiesta» comenta Juan de 41 años.

«El primer resultado fue el de Ricardo Milos en un fondo negro bailando de manera masculina mientras sonaba una canción pegadiza de fondo. Fue ver solo la miniatura y saber que tenía que hacer la fiesta de acuerdo a eso» añade Juan con un notable brillo en sus ojos.

ricardo-milos-party

«Mientras veía más vídeos de Ricardo, más clara tenía la idea. No tenía que limitarme solo a la decoración de las paredes, no, tenía que llegar también a los aperitivos y el pastel» añade Juan con una sonrisa picara que recuerda a la de un niño de 6 años que ha tocado su primera teta.

Pero la sorpresa no quedó ahí, durante la fiesta (que fue todo un éxito, según todos sus amigos) se tomaron fotos y vídeos y se subieron a las redes sociales. Una de las fotos cruzó el continente llegando al feed de un miembro del equipo de los aclamados Récord Guinness que contactó con Juan mediante Facebook.

fiesta-ricardo-milos

«No me lo podía creer, pensaba que era una broma pero resultó ser verdad» confiesa Juan que sigue aún sin poder creérselo del todo.
«Algo que empezó como una tontería, una broma entre hombres y acaba como un record guinness… jajaja, es increíble» añade Juan.

Faltan 6 días, al cierre de esta edición, para que los miembros del equipo del libro de los Records Guinness se encuentren con Juan en el lugar que ambos han acordado y le den la acreditación oficial del récord. Ampliaremos la noticia cuando se complete esta parte del trámite.